Amazon

domingo, 21 de septiembre de 2014

Principales características de la arquitectura mozarabe

Dentro de los creaciones prerrománicas encontramos en España tres movimientos que se suceden de forma cronológica y de los cuales conservamos algunas de sus manifestaciones arquitectónicas, de las cuales hemos hablado en este blog con las características de la arquitectura visigoda y exactamente igual para la arquitectura asturiana.
Santiago de Peñalba. Arcos Mozarabes enmarcados en alfiz
Quizás lo primero que debemos hacer es aclarar que es una persona mozárabe. Los mozárabes son católicos que viven en territorio musulmán. El caso contrario también existía, los musulmanes que viven en territorio católico son los mudéjares, los cuales también tienen su propio estilo y su forma particular de construir sus edificios.
Las iglesias mozárabes que se conservan se encuentran todas en territorio católico y podemos fecharlas todas ellas en la primera mitad del siglo X, entre el 913 que es cuando se construye la iglesia de San Miguel de Escalada y el 935 cuando deben iniciarse las obras de San Baudilio de Berlanga en Soria.
Casi todas estas iglesias vuelven los ojos al arte visigodo como una manera de afirmar su identidad, recordemos que el origen de los diferentes reinos españoles tiene su origen en la monarquía visigoda que se refugió en Asturias tras la entrada de los musulmanes en España en el año 711. Así pues hay algunos elementos que coinciden en los dos estilos, combinándose elementos hispanomusulmanes, paleocristianos, visigodos y asturianos.
Algunas de las características del arte mozárabe son las siguientes:

  • Usan diferentes tipos de planta para sus edificios, aunque las más comunes son las plantas centrales y las basilicales.
  • El arco que usan normalmente es el arco de herradura, pero bastante más cerrado en la parte inferior que el que usaban en el arte visigodo.
  • Los arcos al igual que muchos edificios musulmanes tienen un marco que llamamos alfiz, se trata de una moldura que decora el arco como si estuviera enmarcado.
  • Algunas de las bóvedas tienen forma gallonada y tienen nervios igual que las bóvedas cordobesas que encontramos en la Quibla o el Mihrab de la Mezquita de Córdoba.
  • Para recoger el peso de las bóvedas utilizan el pilar compuesto y cuando usan las columnas estas suelen ser con capitel coríntio con un collarino con decoración de soga.
  • En vez de cornisas los edificios tienen modillones de lóbulos, se trata de la parte de la cornisa que sirve como adorno simulando que la sostiene, son de piedra, tienen forma alargada y sobresalen mucho del muro.
  • La decoración huye de lo animado, siendo temas visigodos los que más se representan, por ejemplo esvásticas o roleos.
Modillones en la Iglesia de Santa María de Lebeña

No hay comentarios:

Publicar un comentario