lunes, 7 de octubre de 2013

Principales características del arte musulmán para niños

Cúpula y mocarabes de la Sala de los Abencerrajes. Alhambra de Granada

Hay tres elementos que son muy importantes en los edificios que construyen los musulmanes, principalmente en España. Agua, arquitectura y vegetación se encuentran perfectamente unidos de manera que en la misma construcción podemos encontrar fuentes con el agua en movimiento, como símbolo de renovación. Jardines o laberintos para el esparcimiento y la construcción en si mismo donde los musulmanes despliegan su gran sentido decorativo.
No podemos decir que en las construcciones usen un tipo de arco concreto, porque existen arcos de todo tipo en sus construcciones, aunque en muchos casos imitan el tipo de arco utilizado en la Mezquita de Córdoba, concretamente el arco de herradura.



Prácticamente cada uno de los elementos que usan tienen previsto incrementar la decoración de salas y espacios. En algunos casos llegan a llenar toda la sala con estos elementos decorativos, en un "horror vacui" (temor al vacío), que no deja ninguna parte sin decorar, esto podemos observarlo perfectamente en algunas salas del Alcázar de Sevilla o bien en otras de la Alhambra de Granada. Esta decoración tendrá su influencia en algunos edificios de tipo plateresco que se construyen en distintas zonas de España, sobre todo a la hora de realizar un contraste entre la zona decorada y la zona sin decorar.
La decoración suele ser de tipo vegetal en su mayoría, ya que los musulmanes no podían decorar con figuras humanas ni animales, por tanto utilizan la imitación de elementos de la naturaleza. A ello le acompañan escritos realizados con una letra muy elegante, de tipo "cufico", una letra que provenía de la zona de Arabia Saudi o Irán. Podemos encontrar escritas con este tipo de letra muchas frases del Corán que nos transmiten una alabanza a Dios y que no desentona con el resto de la decoración.
La mayoría de los techos que cubren las habitaciones suelen ser de madera, era un material fácil de conseguir, mas barato y menos pesado que la piedra, además es más fácil realizar tallas sobre madera que sobre piedra, de manera que las cubiertas ganan también en decoración con formas llenas de elementos como los mocárabes, que podemos comparar con formas de lágrima que penden de la cúpula o algunas esquinas de las salas musulmanas.

Salón de Emabajadores del Alcázar de Sevilla

2 comentarios:

  1. Muy bien explicado y me ha servido para un trbajo

    ResponderEliminar
  2. Muy bien explicado y me ha servido para un trbajo

    ResponderEliminar